Foro: LAS LUCHAS VECINALES EN LA CONSTRUCCIÓN DE PROPUESTAS DE GOBIERNO

Dónde:Tercera Cerrada del IMAN, manzana 7, Lote 4, Colonia Pedregal de la Zorra,  Coyoacán.

Cuándo: 16 de junio de 2018 a las 9:30 am

ANTECEDENTES.

Las luchas vecinales y comunitarias son reflejo de la agresión del actual gobierno cooptado por el interés de una elite que promueve para su propio provecho la sobreexplotación del trabajo y el despojo del territorio a través del desarrollo de megaproyectos que destruyen el ambiente, el tejido social y en muchas ocasione los medios de subsistencia de la población.

El abandono del campo y el aumento de la pobreza en el medio rural, han sido la causa principal de la migración de una gran cantidad de personas hacia las grandes ciudades, de tal manera que uno de cada 4 mexicanos vive en la Zona Metropolitana (ZM) de la Ciudad de México, 1 de cada 2 habitantes de Jalisco vive en la ZM de Guadalajara y 8 de cada 10 habitantes Nuevo León vive en la ZM de Monterrey. Estas tres ZM son las más importantes del país y juntas tienen casi el 35% de la su población y son unas de las que más contribuyeron al crecimiento económico del país en 2016. La acumulación de gran población en las grandes ciudades ha dado la posibilidad al capital para la explotación desmedida del trabajo, de tal manera que en estos últimos años se han promovido reformas en las leyes para permitir el aumento de la jornada laboral, los bajos salarios y la pérdida de la seguridad social a través de formas de contratación que anulan los derechos alcanzados por los trabajadores de épocas anteriores, en un franco proceso de retroceso del los derechos laborales y humanos de la población.

En el campo, en los últimos años se viene dando el despojos del territorio por los proyectos mineros de empresas trasnacionales que han modificado la ley para, absurdamente, considerar a la minería como una actividad de utilidad pública y con derecho a que las empresas mineras puedan expropiar grandes superficies de terrenos con solo criterios de lucro, así también se tienen agresiones a la población por el despojo del territorio que hacen los megaproyectos hidráulicos, de energía solar o eólica y de apropiación de los recursos hídricos por grandes empresas trasnacionales. En particular, hay una gran amenaza para los recursos hídricos de extensas zonas del país con escasez de agua, por las leyes aprobadas de la actual administración que permiten el “Fracking” el cual consiste en la explotación de petróleo y gas por fractura de la roca de lutita, con explosiones subterráneas que pueden destruir los acuíferos y por la utilización de una inmensa cantidad de agua para la extracción de hidrocarburos y generación de gran volúmenes de sustancias contaminantes.

En la ciudad, los grandes mega-desarrollos son una forma de despojo del territorito a sus habitantes, quienes ante la especulación del suelo, los aumentos de impuestos y el deterioro de los servicios se ven presionados para vender sus viviendas y buscar otros formas de vida menos caras y conflictivas en las periferias de las ciudades, mientras que los grandes inversionistas hacen negocios con la construcción de enormes edificios, que violan los usos del suelo establecidos, con viviendas para clases sociales con mejores ingresos que los actuales pobladores de las zonas centrales de la ciudad, pero esto se hace a costa de redensificar la población, sobre zonas donde el agua es escasa, los drenajes son viejos e insuficientes , la vialidad esta saturada y los problemas de contaminación atmosférica son elevados, con lo cual se están provocando mayores problemas sociales y ambientales en la en la ciudad, así como un mayor riesgo ante fenómenos como los sismos, inundaciones y sequias, las cuales van siendo más frecuentes e intensas ante el efecto del cambio climático.

Ante esta situación.

  • ¿Qué podrían plantear los movimientos vecinales en defensa del territorio para incluir sus demandas en la actual coyuntura política, previa a las elecciones, donde hay un gran descontento social, que quiere ser minimizado a través de la compra del voto y la oferta de ayudas económicas, en un claro populismo de los mismos partidos que lo critican como el PRI y el PAN?
  • ¿Cómo se podrían encontrar formas de unir los movimientos sociales de diversas partes de la ciudad e incluso del campo, para jugar un papel más relevante en la lucha política por parte de las organizaciones vecinales y las comunidades?
  • ¿Cómo inducir en los sectores progresistas de la política los intereses de las luchas sociales y como defender los proyectos que proponen un gobierno incluyente de los ciudadanos?
  • ¿Cómo defenderse de la violencia de los intereses económicos ilegítimos y de sus agentes oportunistas que van de una fuerza política a otra?

La respuesta a las preguntas anteriores podría darnos una idea de cómo contrarrestar a las instituciones económicas y políticas extractivas del trabajo y causantes de la sobreexplatación de los recursos naturales, que consideran a la población como una mercancía barata de fuerza de trabajo y a la naturaleza como un objeto a dominar y destruir, sin importar los recursos vitales que nos proporciona como: el agua, el aíre y el suelo en los territorios que habitamos.

TEMAS

Para discutir los puntos anteriores y proponer ideas y formas de ir organizando y fortaleciendo las luchas vecinales justas se propone el llevar a cabo este foro con las siguientes temáticas.

  1. Demandas de las luchas vecinales de Coyoacán, tales  como abasto de agua y suficiencia hídrica de largo plazo, impuestos justos y aplicados con equidad, regularización de la tierra, recuperación los bienes públicos patrimonio de la ciudad y planteamiento de uso y destino al servicio de la comunidad, cancelación de concesiones de espacios públicos a particulares para negocios privados, respeto a los usos del suelo establecidos y abolición de leyes que rompen la planeación urbano como las que promueven zonas estratégicas, los polígonos de actuación y transferencias de potencialidades del suelo, moratoria al desarrollo urbano y de megaproyectos hasta que entre en vigor la nueva constitución de la Ciudad de México y sus leyes secundarias, etc.
  2. Propuestas para unir las lucha vecinales como, por ejemplo, a través del uso de las redes sociales y plataformas de internet que pueden vincular a grupos y organizaciones de vecinos, conservando la autonomía de cada uno de ellos, pero uniendo esfuerzos en objetivos y acciones comunes, sobre todo ante la necesidad de la movilización social ante una coyuntura relevantes que afecte uno de ellos o a todos en conjunto.
  3. Propuestas de proyectos vecinales para un gobierno incluyente, que sean contrapesos a instituciones cooptadas por los gobiernos delegacionales y los partidos políticos en el poder, tales como los comités ciudadanos que en muchas ocasiones manejan los presupuestos participativos de forma ilegítima. Las propuestas de proyectos podría incluir instituciones como las contralorías ciudadanas para la evaluación del desempeño de la autoridad en las nuevas alcaldías de la ciudad, así como formas vecinales autónomas de manejo de los servicios para una distribución más equitativa de ellos y como contrapesos ante la tendencia de su privatización, tal como acontece con el agua, la cual esta propuesta por el actual gobierno a ser concesionada a empresas trasnacionales, como a las francesas Vivendi-Eolia y Suez, así como a la inglesa United Utilities. Estas trasnacionales han formado empresas en México con otros nombres para privatizar el agua de la ciudad y están a la espera de las reformas legales para ampliar sus operaciones.
  1. Pasos a seguir por las luchas vecinales ante el nuevo gobierno y como defenderse de los intereses económicos ilegítimos
Anuncios